Por José Royo.

Es ley de vida. Todo tiene un final y la vida de los árboles no iba a ser distinto.

A la caída del tiro de salida del hoyo 17, a la derecha de la calle justo en el límite del hazard, un árbol era referencia para el juego. Era un Pino Radiate, también llamado Insignie, Monterrey, etc. Tiene una vida de aproximadamente 60 años. Esta clase de pino es conocida en Canarias porque se reforesto en su día grandes áreas de monte con ellos para aprovechar la madera. Ahora están cortando todos los que quedaban de aquella reforestación para poder reintroducir monte siempre verde, como por ejemplo laurisilva.

Durante un tiempo se intentó salvar el árbol cortando las ramas que se iban secando e intentando descargarlo de peso, pero después de unos meses de trabajo y viendo que el riesgo de caída aumentaba, talarlo fue su única salida.


En la foto adjunta se observa marcado de amarillo las zonas del árbol del que fueron cortadas algunas ramas. Todas entraban en calle y dificultaban muchísimo el juego desde esa zona.

 

 

Aquí vemos una foto tomada desde el tee al final del año pasado donde podemos apreciar las dimensiones que tenía. En azul el espacio que ocupaba y en amarillo las ramas enormes que se cortaron para intentar salvarlo.

 

Aquí tenemos otra foto en la que se aprecia cómo tapaba ese árbol. En verde el green y en azul lo que ocupaba. Cuanto más te ibas de calle más entraba en juego el árbol y más bloqueado estabas. 
Jugar al fade desde allí era poner en juego el fuera de límite del fondo del green y el hazard que está delante del bunker de la izquierda. Jugarlo al draw era tener que tirar la bola por encima del kiosco del tee del hoyo 10, con el riesgo que eso conllevaba.


Los que jugaban al draw (vuelo de bola de derecha a izquierda) apuntaban a la copa de ese árbol para tener una referencia clara puesto que marcaba el límite del final de la calle y el inicio del hazard. Los que lo hacían al fade (efecto contrario), lo tenían muy en cuenta porque si caían cortos a la derecha de la calle a su altura se encontraban completamente bloqueados para tirar a green. 

El 12 de enero se tomó la triste y difícil decisión de talarlo definitivamente. El Greenkeeper del club Xavier Magnee y todo su equipo se pusieron manos a la obra y en una mañana pudieron talarlo y cortarlo en trozos para ser reutilizado en leña para las chimeneas y varios trozos se están colocando como mesas en el kiosco del hoyo 10. Por supuesto que en cuanto estén terminadas colocaremos fotos en www.par4media.com

Muchas gracias a Xavier Magnee por todos los datos aportados para la elaboración de este artículo.

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí